Un día de Enero del 2007 tuve un sueño, una ilusión que he tenido desde pequeña. Dar la vuelta al mundo. Palpar la tierra compartiendo otras culturas.

Soñé que partía de Vitoria, sin fecha de vuelta, conducía un 4L, por una carretera rodeada de montañas. Me imagine haciendo fotos por Kazajstán, atravesando China con el coche si fuera posible, y si no seguir en bici, dirección a Kashgar para continuar hacia el Tibet.

El sueño continúa por el Sudeste Asiático, Laos, Camboya, Vietnam, Tailandia, pedaleando hacia Malasia y de ahí un barco a Aceh, provincia de Indonesia afectada por el tsunami. Ahí visitaría a mis amigos, gente que conocí y con la que compartí un año trabajando como médico en la reconstrucción de la zona. Mi sueño recorre también las islas de Sumatra, Java, Bali, Lombok, Flores, hasta Papua Nueva Guinea.

Voy en barco hasta Darwin, Australia. Creo recorrer la costa australiana de oeste a este, para alcanzar Tasmania. Destino Nueva Zelanda.

Aún es solo un sueño…un sueño con varias opciones a lo largo del camino, cuál elegir dependerá ya del momento, eso es también lo que me gusta de este sueño…la libertad de poder decidir que camino elegir…


Cuaderno de Bitácora Virtual:

(*) Puedes utilizar los iconos del mapa para navegar por el Blog también.

jueves, 25 de septiembre de 2008

JERUSALEM

Sali por la manyana de Madaba en un taxi, pues parece ser que no habia ningun bus que fuera al puente del rey Hussein, la frontera con Palestina. El taxi te deja en la parte jordana, y alli, despues de pagar las tasas de salida, un autobus te lleva al puente. Conoci a Sara y Dani, una pareja de Madrid que iban tambien a Jerusalem. El autobus nos dejo en la parte israeli, donde antes de entrar tienes que dejar las mochilas a un hombre para que las pasen por un scanner y te las den mas adelante. Mas tarde me entere que les ponen una etiqueta con un numero del 1 al 6, siendo el 1 el numero mas seguro y el 6 indica que te abriran la maleta, a mi me pusieron el 5. Como en Wadi Araba, la frontera sur, te interrogan sobre tu vida y milagros aunque esta vez fueron menos pesados.

De la frontera a Jerusalem no queda otra que coger un sherut, un mini van que te deja en la Puerta de Damasco, en la zona Este de la ciudad.
Esta se encuentra en la zona arabe, llena de tenderetes, vendedores, gente que va y viene, de vida en la calle...Xavi llevaba ya aqui 12 dias y habia quedado con el en el Petra Hostel, al otro lado de la ciudad vieja, cerca de la puerta de Yaffa. Me registre en el hostal y como no estaba Xavi me fui a dar una vuelta y llamar a Susana, una española que trabaja en Medicos del Mundo en Palestina y compañera de trabajo de Tina, con la que trabaje en Indonesia hace dos años con la misma ONG, que ahora esta en Madrid.
La ciudad vieja de Jerusalem es un encuentro de muchas culturas, razas y religiones y se encuentra dividida en cuatro barrios (cristiano, musulman, judio y armenio) cada uno con sus particularidades. Entrando por la puerta de Damasco, al norte, te metes de lleno en la zona arabe, con sus tiendas de dulces, ropas, musica, joyas, tiendas para el turista, y tambien sus propias calles como la de los carniceros, especieros y algodoneros. Es curioso ver como en pocos metros el ambiente cambia de forma radical y se pasa de calles bulliciosas a otras deserticas, mas limpias, aunque guardando la misma arquitectura, mas modernas, con galerias de arte y tiendas mas sofisticadas, mas a la europea y con menos vida, es el barrio judio. Aqui se ven a los judios con sus kippahs de un lado para otro, ultraortodoxos vestidos de negro menos su camisa blanca, con los tirabuzones y las barbas y el gorro negro, las mujeres vestidas como campesinas y algunas tambiencon un panyuelo en la cabeza. En los judios, como en los musulmanes, la mujer debe llevar el cabello cubierto y cuando el matrimonio sale a la calle el hombre va delante y la mujer detras, pues se supone que el marido nunca tiene que ver a su mujer (esto en las mas tradicionales). Los ultraortodoxos estan subencionados por el Estado de Israel, y no trabajan nunca, solo se dedican al estudio, la oracion y la procreacion.
El barrio armenio, con aspecto mas antiguo que el judio pero tambien sin vida, esta entre la puerta de Yaffa y la de Sion, en el extremo suroeste de la ciudad. Se recorre rapido. Dicen que esta es la zona donde Jesus se aparecia despues de resucitado.
La Via Dolorosa empieza en la parte Este de la ciudad y va hasta la iglesia del Santo Sepulcro, el Golgotha en arameo, donde segun los Evangelios crucificaron, enterraron y resucito Cristo. En el camino te vas cruzando con grupos de peregrinos que van haciendo el Via Crucis. A las 8 y media de la tarde se cierran las puertas del Santo Sepulcro. Un franciscano, un ortodoxo y un armenio son los encargados de velar por la segridad de este lugar santo. Pero lo curioso es que el encargado del cierre de la puerta es un musulman. Es una tradicion que viene desde el s. VII cuando el Califa Omar, al ver las disputas que habia entre las diferentes iglesias cristianas decidio encomendar el cierre de la puerta a una familia musulmana y evitar asi posibles disturbios. El musulman es un Nusheiba, un miembro de una de las mas antiguas familias arabes conquistadoras, venida de la Meca con el Califa Omar en el s. VII. Pero para tener un control desde el interior la cerradura esta a una altura que es necesario el uso de una escalera, una vez cerrada la puerta la escalera se mete dentro por una mirilla. Quedaran dentro hasta el dia siguiente. Los peregrinos cristianos se agrupan y empujan por ocupar la primera fila y asi poder contemplar este acontecimiento.
En breve colocare las fotos...

1 comentario:

equipo a dijo...

que pasada de fotos, me imagino tu sensación ambigua, por un lado alegre al poder plasmar todo en foto triste por ver lo que veías.
con las fotos y lo que relatas nos haces sentir tal realidad. gracias.